la bitácora de Vittorio

la felicidad es un viaje, no un destino

  • Historia de Vittorio

    Origen del latín "Victor". Vencedor, victorioso. San Victor, oficial romano, fue precipitado al mar. Devuelto por las olas a la costa, cerca de Marsella, se le sepultó allí mismo. En el siglo IV se erigió un monasterio en aquel lugar. Durante mucho tiempo, este nombre, ya utilizado por los romanos, tuvo un sentido místico (la victoria de Cristo), y volvió a ponerse de moda tras la Revolución Francesa.
    ------------------------------- la bitácora de Vittorio
  • Redactores

  • Piensa en ellos



    LEY DE PROTECCIÓN ANIMAL Ley Nacional de Protección Animal
    NO AL USO DE PIELES ANIMALES No al USO de PIELES ANIMALES


    LIBERA
    Defensanimal
    Las Pieles
    Equanimal

    --- FUNDACIÓ LAIA MENDOZA ---
    Fundació Laia Mendoza

Archive for 31 marzo 2008

Wolfgang Amadeus Mozart

Posted by vittorio en marzo 31, 2008

Uno de los mayores genios de la música debía ser homenajeado en la gran pantalla como tal. Y parece que 8 estatuíllas (incluídas mejor película, director y actor principal) son un homenaje lo suficientemente grande.

Antonio Salieri (F. Murray Abraham), compositor de cámara del Emperador José II de Austria, narra en modo de flashback la increíble historia de Wolfgang Amadeus Mozart (Tom Hulce). Salieri, entregado por completo a su trabajo prometiendo castidad a Dios a cambio de seguir manteniendo sus dotes musicales, disfruta de su privilegiada posición dentro de la capital de la música en esa época. Los logros de un joven prodigioso llamado Mozart llegan a sus oídos, llamando su atención y su admiración… hasta que lo conoce. La decepción de que un personaje tan excéntrico tenga ese talento ‘celestial’ para la música lo desconciertan. A partir de ese momento su vida se convierte en una lucha interior entre el Salieri abrumado por el talento de Mozart, al que considera un elegido de Dios, y el Salieri que se muere por los celos y la envidia de no haber sido dotado de ese talento, y que hará lo imposible por hundirlo.

Hacía mucho tiempo que no tenía el placer de volver a ver esta película. Esta vez, y gracias al regalo de Arantxa, pude disfrutar de ella en su versión más extensa, la del montaje del director, con casi 3 horas de metraje. Y la verdad es que valió la pena. Pudimos disfrutar de unas escenas de ópera maravillosas y una música realmente prodigiosa (resaltar que las piezas musicales creadas por Wolfgang Amadeus Mozart aparecen hasta en un total de 392 trabajos en cine y televisión. Impresionante).

Con un F. Murray colosal interpretando al maestro Salieri, lo que le llevó a conseguir la estatuilla, y con una gran dirección de un poco prolífero Milos Forman (18 películas en 46 años) consiguieron una gran adaptación de la obra del dramaturgo inglés Peter Shaffer, creador de grandes obras adaptadas a la gran pantalla. La manera cómo Murray expresa esa inmensa admiración que Salieri sentía al escuchar la música de Mozart, consumiéndose al mismo tiempo por los celos y la locura de no comprender de donde surgía ese talento musical, es impresionante. Así mismo, el trabajo de un gran Hulce tampoco se queda atrás recreando el talento natural del genio.

Hay una escena que se me quedó grabada desde la primera vez que la vi. En ella podemos ver la curiosa recepción del emperador de Austria a Mozart. Curiosa, como no, gracias a las excentricidades del joven Mozart y a su impresionante talento, ya que con sólo haber escuchado una sola vez la composición de bienvenida del maestro Salieri, es capaz de repetirla perfectamente al piano e improvisando sobre la misma, mejorándola notablemente a cada nota que incluía.

Pero después de volver a verla, he descubierto que el film está repleto de escenas memorables. En una de ellas, vemos como Salieri lee una partitura de Mozart emocionándose a cada nota que va leyendo, reconociendo que esa música no podía escribirse por casualidad, o por error. Otra escena inolvidable es cuando la mujer de Wolfgang se presenta en casa de Salieri con las partituras originales, y como el compositor de cámara comprueba perplejo que no hay ni una sola corrección en ninguna de ellas. Por último quiero recordar otra escena, mostrada únicamente en la versión del montaje del director, en la que un enfermo Mozart va dictando sobre la marcha y a toda prisa la ópera que solo existe en su cabeza. Además, el director juega maravillosamente con las notas musicales mientras los personajes describen lo escrito en la partitura.

Para los amantes de la ópera y del arte de la música por encima de todo, este film es absolutamente indispensable. Para mí, una auténtica obra maestra del séptimo arte.

Posted in cine, recomendación del mes | 2 Comments »

Fallas: la fiesta del….del AGUA

Posted by vittorio en marzo 27, 2008

Como me pasa últimamente, el otro día quería escribir una opinión sobre las famosas Fallas de Valencia, pero al final no encontré momento para hacerlo. Total, que ya sé que han pasado unos días, pero es que hay algo que no entiendo, y si no lo digo… reviento.

El caso es que las famosísimas Fallas siempre se nos ha vendido como la fiesta del fuego y los petardos, las ‘mascletas’ esas, y otras historias que se queman, no? pero nunca se ha hablado de lo más importante (a mi modo de ver). El AGUA. Y que quede claro que es una fiesta que yo respeto, pero que en absoluto entiendo. ¿¿Cómo es posible que a la gente le guste escuchar millones de petardos durante todo el día?? ¿¿Y quemar un montón de esculturas bien majas??

Bueno, el tema es que me quedé de piedra al enterarme de la cantidad de agua que iban a gastar el día de ‘La cremá’. Nada más y nada menos que… 400.000 litros de agua. Es alucinante. Con los problemas que hay estos últimos años con el tema del agua, para que estos tíos se dediquen a tirar por el suelo 400.000 litros. Es para alucinar. Menudo país de garrulos y zopencos. Si les gusta quemar cosas, pues que lo quemen hasta que se consuma, y punto. Porque ese es otro tema, menuda manera tan estúpida de tirar el dinero. Se gastan un pastón en hacer unos muñecajos que luego queman. ¿¿Qué gracia le encuentran a eso?? Es el paraíso de los pirómanos.

Lo dicho, que no entiendo cómo es posible que se permita tirar el agua así como así. Seguro que si el clima sigue con esta misma dinámica, que tiene toda la pinta, este será un tema muy peliagudo para los próximos años. Preparaos Falleros.

Posted in actualidad | 6 Comments »

Gracias C-Webb, fue un placer

Posted by vittorio en marzo 27, 2008

Esta pasada madrugada se ha acabado la carrera de uno de los mejores 4 que he visto sobre una pista de basket. Un auténtico fuera de serie; un jugón, como diría Montes; un mega crack con el balón en las manos que me hizo disfrutar del basket como un enano.

Chris Webber, con 35 años, ha anunciado su retirada en una rueda de prensa ofrecida en el Oracle Arena, campo de su primer y último equipo, los Golden State Warriors. Tras 15 años como profesional en la mejor liga del mundo, 5 apariciones en el All-Star y otras 5 en el mejor quinteto de la liga, y siendo elegido Rookie del año en la temporada 93-94, se retira habiendo promediado 20.7 ptos, 9.8 rebotes y 4.2 asistencias. No está nada mal teniendo en cuenta el calvario de lesiones que ha sufrido estos últimos años en sus maltrechas rodillas.

Solamente quería recordar los buenos momentos que he pasado viendo el baloncesto que era capaz de practicar. Sobretodo en su etapa en Sacramento, en la que me convertí en un fan aférrimo del ‘run & gun’ de los Kings, que hasta ahora nadie mejor que ellos ha sabido practicar (en mi humilde opinión). Os dejo una pequeña muestra de su clase…

otra muestra, y un poco más

Chris, ha sido un placer verte jugar. Hasta siempre, jugón.

Posted in nba, noticias | 4 Comments »

Crónicas de un barrio: bicing

Posted by vittorio en marzo 10, 2008

Menudo sorpresón !!! Este pasado domingo, tras ejercer nuestro derecho al voto, descubrimos una auténtica sorpresa. Sí, sí, el famoso bicing ya ha llegado a nuestro barrio.

Seguro que todos los que vivís en el área metropolitana de Barcelona sabreis ya de lo que estoy hablando. Bicing es una especie de ‘transporte público’ para moverte por Barcelona. En realidad, es un sistema público de alquiler de bicis que consiste en una serie de estaciones instaladas por toda el área metropolitana de Barcelona donde cada usuario puede alquilar una bicicleta, utilizarla un máximo de 2 horas, y dejarla en otra estación de bicing. Para poder utilizarlo, antes has de comprarte un abono semanal o anual, el cual te permitirá el acceso a las bicicletas.

Pues eso, después de descubrir la estación que acaban de instalar en nuestro barrio, no pude aguantar las ganas de hacerle algunas fotos. Aquí teneis nuestro bicing:

bicing 1 bicing 2

Mañana mismo voy a comprarme mi abono anual !!!

Posted in diario Vittorio | 4 Comments »

Gustav Klimt: El beso (1907/08)

Posted by Arantxa en marzo 10, 2008

¿Quién no ha visto en numerosas ocasiones esta imagen? ya sea en láminas, pósters, impresiones, etc. Yo, por ejemplo, conocí este cuadro a través de la película “Elegir un Amor”, protagonizada por Julia Roberts. Sea como sea, la cuestión es que “El beso” de Gustav Klimt continua fascinando después de 100 años de su creación.

La Viena de Gustav Klimt –la Belle Epoque de fin de siglo- se enclava en una de las más fascinantes épocas de la Historia del arte y de la cultura. La burguesía como clase social dominante –temida por su afición a la pompa, sus suntuosos banquetes, su enfermiza adicción al placer- actúa como un catalizador en este florecimiento cultural.
De este “laboratorio” brota también el arte de Klimt. El espectador se siente cautivado por la voluptuosidad del dibujo, el trazado caleidoscópico de los trabajos, la belleza del ornamento y el gusto por descifrar los secretos de los cuadros. Pero la mayor fascinación la ejerce el tema central de Klimt: la belleza de las mujeres.

El erotismo era un tema obsesivo de la época: Freud es incapaz de contemplar un objeto sin interpretarlo como túrgido, y no puede ver una apertura sin tematizar la penetración. Incluso Adolf Loos relaciona, en su arte antiornamental reducido a ortogonales, las líneas horizontales con la mujer y las verticales con el hombre.
En el mundo de Klimt aparecen constantemente polen y pistilos, semen y óvulos en los cuerpos, en las vestimentas e incluso en la naturaleza. Todo este derroche de erotismo se ve enfrentado con la Viena decadente, marcada por la hipócrita represión victoriana y por tanto con el rechazo hacia sus obras. Es por este motivo que Klimt ornamenta sus obras y camufla el verdadero significado con miles y miles de detalles.

Por ejemplo, para conservar las apariencias viste a las mujeres que no puede pintar desnudas con opulentos atuendos que cubren su desnudez y, sin embargo, llaman la atención sobre esa desnudez oculta. Muchos de los detalles distraen la atención sobre el auténtico mensaje: peinados ondeantes, estilizadas flores, decoración geométrica, sombreros extravagantes, enormes manguitos de piel. Pero son estos añadidos los que refuerzan la irradiación erótica de las mujeres, los que ponen el erotismo en escena.
En los últimos cuadros son curvas y espirales, composiciones piramidales, torbellinos místicos, cúmulos de colores chillones los que inundan las composiciones. Así, mediante la diversidad de la decoración entorno a la retratada, surgen un mundo propio que nos secuestra en los misterios del inconsciente y en los laberintos del espíritu.

El beso” de Klimt ha sido comparado, no sin un deje de ironía, a la Mona Lisa, pues ambos cuadros ejercen, en la complejidad del significado, una fascinación similar. Hay quien ve en este cuadro una evolución de la obra de Klimt, en base a que ahora puede pintar una unión donde hasta entonces había tematizado, sobre todo, la lucha de los sexos. Otros, por el contrario, opinan que Klimt no ha cambiado su forma de ver el mundo y que también en esta obra describe, de un modo más sutil, la imposibilidad de la satisfacción, consecuencia de las tensiones entre el hombre y la mujer.
Estas formas ornamentales cuadradas para el hombre y circulares para la mujer, ¿significan complementación o antagonismo?
¿No parecen guardar una cierta distancia estas dos personas, a pesar del abrazo, como si no existiera relación alguna entre ellas?
Esta vez es claramente el hombre quien domina y toma la iniciativa del beso. La mujer parece soportarlo con resignación, pero sus manos se contraen convulsivamente, los dedos de sus pies arañan la roca: ¿placer o ira? Klimt conoce a fondo la relación ambigua entre las eternamente figuras de Adán y Eva, pues se ha representado a sí mismo con Adán y tiene en sus brazos a Emilie Flöge, su amante.

En cualquier caso, los mantos envolventes restan fuerza a la directa representación sexual. Con virtuosos acordes de colores, Klimt se acerca a los iluministas del imperio ostroromano. El oro rodea a la pareja con un aura, y el valioso material presta también al cuadro la apariencia de un impresionante tesoro. Todos estos trucos transforman el tema tabú, que es el beso, en una versión que no sólo escapa a la crítica, sino que además conquista el entusiasmo del público y la aceptación de la burguesía puritana.

La jugada de Klimt fue tan buena, que su contribución al arte europeo moderno es por fin reconocida. Aún antes del cierre de la muestra de arte de 1908, en la que estaba expuesto el beso, es comprado el cuadro por el estado austriaco.

Actualmente el óleo se encuentra en el Österreichische Galerie de Viena.

Posted in crítica, pintura | 10 Comments »